Cualidades de un buen lider

Cualidades de un buen lider, Ejercicios de respiración

15 cualidades de un buen líder

En cualquiera de los casos, las características de los responsables se correlacionan con su capacidad para alcanzar sus objetivos. Y, lo que es igual de importante, esos mismos rasgos determinan lo mucho -o lo poco- que sus seguidores les admiran.
Los grandes líderes encuentran el equilibrio entre previsión empresarial, rendimiento y carácter. Tienen visión, valor, integridad, humildad y concentración, junto con la capacidad de planificar estratégicamente y catalizar la cooperación entre su equipo.
Esta cualidad les separa de los directivos. Tener una visión clara convierte al individuo en un tipo especial de persona. Esta cualidad de la visión convierte a un “gestor transaccional” en un “líder transformacional”.
Una de las cualidades más importantes de un buen líder es el valor. Tener la cualidad de la valentía significa que está dispuesto a asumir riesgos en la consecución de sus objetivos sin ninguna garantía de éxito. Dado que no hay certeza en la vida ni en los negocios, cada compromiso que se asume y cada acción que se lleva a cabo conlleva un riesgo de algún tipo.
En todas las sesiones de planificación estratégica que he llevado a cabo para empresas grandes y pequeñas, el primer valor que todos los ejecutivos reunidos acuerdan para su empresa es la integridad. Todos coinciden en la importancia de la completa honestidad en todo lo que hacen, tanto interna como externamente.

cuáles son las cualidades de un buen líder ensayo

Cuando se piensa en el concepto de liderazgo, muchas personas asumen que es lo mismo que la gestión. Esto no podría estar más lejos de la realidad: un líder es cualquiera que quiera serlo, independientemente de su posición en una organización. Del mismo modo, muchos directivos no poseen realmente las cualidades de liderazgo que los convertirían en verdaderos líderes.
Al considerar cómo es un liderazgo fuerte, hay algunas cualidades de un gran líder que tienden a ser verdaderas en todos los ámbitos: son rasgos que todo buen líder tiene, o debería esforzarse por tener.
Tal vez la mayor cualidad que puede tener cualquier líder es la visión: la capacidad de ver el panorama general de hacia dónde se dirige la organización o el equipo en el que trabaja, de qué es capaz y qué hará falta para llegar hasta allí.
Tan importante como tener una visión es la capacidad de transmitirla a los demás y entusiasmarlos con ella. Esto significa mantener una presencia positiva pero realista dentro de la organización, ayudando a los miembros del equipo a mantenerse motivados y comprometidos, y a recordar para qué están trabajando.

escucha activa

En cualquiera de los casos, las características de los que mandan están relacionadas con su capacidad para lograr sus objetivos. Y, lo que es igual de importante, esos mismos rasgos determinaban lo mucho -o lo poco- que sus seguidores les admiraban.
Los grandes líderes encuentran el equilibrio entre previsión empresarial, rendimiento y carácter. Tienen visión, valor, integridad, humildad y concentración, junto con la capacidad de planificar estratégicamente y catalizar la cooperación entre su equipo.
Esta cualidad les separa de los directivos. Tener una visión clara convierte al individuo en un tipo especial de persona. Esta cualidad de la visión convierte a un “gestor transaccional” en un “líder transformacional”.
Una de las cualidades más importantes de un buen líder es el valor. Tener la cualidad de la valentía significa que está dispuesto a asumir riesgos en la consecución de sus objetivos sin ninguna garantía de éxito. Dado que no hay certeza en la vida ni en los negocios, cada compromiso que se asume y cada acción que se lleva a cabo conlleva un riesgo de algún tipo.
En todas las sesiones de planificación estratégica que he llevado a cabo para empresas grandes y pequeñas, el primer valor que todos los ejecutivos reunidos acuerdan para su empresa es la integridad. Todos coinciden en la importancia de la completa honestidad en todo lo que hacen, tanto interna como externamente.

la autoconfianza…

No debería sorprender que la comunicación encabece la lista de cualidades esenciales para el liderazgo. La comunicación puede hacer o deshacer sus esfuerzos para conectar con su equipo, gestionar y coordinar iniciativas, y crear confianza dentro de su organización.
El 33% de los empleados afirma que la falta de comunicación abierta y honesta es lo que más afecta a la moral de los empleados. Los líderes que se comunican de forma exhaustiva, coherente y honesta generan confianza con sus equipos, aumentan la confianza de los empleados en la organización y ayudan a crear un entorno en el que los empleados prosperan.
Los líderes deben ser capaces de conectar el trabajo sobre el terreno con el panorama general y proporcionar el porqué de todo lo que hacen. Los líderes que pueden hacer esto ayudan a los empleados a entender y alinear su trabajo estratégicamente y a comprometerse con su trabajo de manera más significativa.
La empatía es la capacidad de percibir y relacionarse con los pensamientos y experiencias de los demás. Los líderes que operan desde un lugar de empatía, comprensión y compasión establecen conexiones más fuertes entre sus empleados y mejoran el rendimiento en general.